Personas en silla de ruedas realizaron una recorrida por varias estaciones del Subte donde no había facilidades para personas con movilidad reducida. Denuncian falta ascensores y rampas y escaso mantenimiento.

Cientos de personas en silla de ruedas participaron este sábado del “Rally por el derecho a la accesibilidad“, una actividad organizada por la organización Acceso Ya para reclamar por la falta de facilidades para la circulación de personas con movilidad reducida en la Ciudad de Buenos Aires.

Entre otros lugares, recorrieron estaciones de Subte de la línea D (José Hernández, Olleros, Ministro Carranza, Palermo y Plaza Italia), donde afirmaron que no son accesibles “para personas con discapacidad porque todos los ingresos son por escalera y no hay ni rampas ni ascensores“.

Personas con discapacidad denunciaron que generalmente las estaciones de Subte “no tienen ascensores ni rampas de acceso para personas en silla de ruedas y las pocas que cuentan con las correspondientes condiciones de accesibilidad, no siempre funcionan por falta de mantenimiento“, en referencia a la gran cantidad de ascensores y rampas fuera de servicio en la red.

La problemática de la falta de accesibilidad fue denunciada en varias oportunidades por organizaciones de la sociedad civil e incluso por organismos estatales como el Observatorio de Derechos de las personas con discapacidad, que conduce la ex diputada María José Lubertino, quien también participó de la actividad.

Rubén, uno de los coordinadores de la actividad, dijo a la agencia de noticias Télam que “el objetivo [del Rally] es visibilizar la problemática de la falta de accesibilidad. Nosotros decimos que lo discapacitante es el entorno porque las personas con movilidad reducida se quedan sin acceso a casi todas las cosas que forman parte de nuestra vida cotidiana”.

Comentarios