La medida de fuerza rigió este martes en repudio a la detención de 16 trabajadores del Subte que bloqueaban las vías de la línea H. Entre ellos se encuentra Néstor Segovia, secretario general adjunto de AGTSyP. El paro fue levantado tras la liberación de los detenidos.

La Asociación Gremial de Trabajadores de Subte y Premetro (AGTSyP) cumplió este martes desde el mediodía un paro por tiempo indeterminado luego de que la Policía de la Ciudad arrestara a su secretario general adjunto, Néstor Segovia, junto a 16 trabajadores más luego de que intentaran bloquear las vías de la línea H a la altura de la estación Las Heras cuando personal jerárquico se disponía a iniciar un servicio de emergencia en el contexto de una medida de fuerza gremial convocada para las líneas E y H.

En declaraciones a la prensa, Segovia denunció haber sido golpeado por los efectivos y reponsabilizó al jefe de gobierno porteño, Horacio Rodriguez Larreta, de ordenar su detención “porque discuto paritarias” y pidió a las autoridades metropolitanas que convoquen a una mesa de dialógo para destrabar el conflicto.

La medida de fuerza fue levantada tras la liberación de los detenidos.

Los disturbios que culminaron con la detención de los trabajadores se iniciaron alrededor de las 9 de la mañana, cuando la Policia bajó a las vías de la línea H para desalojar a los empleados que impedían la circulación de los trenes a la altura de la estación Las Heras. Al respecto, el secretario de Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro, señaló que a Segovia se lo detuvo por “la interrupción del servicio, porque él se atrinchera en la cabina de una formación impidiendo la salida, y por atentado y resistencia a la autoridad”.

El conflicto entre los gremialistas y el Gobierno porteño se inició luego de que las autoridades y la operadora Metrovías firmaran el pasado 23 de abril un acuerdo paritario por un 15,2% de aumento con Unión Tranviarios Automotor, sindicato con el que AGTSyP disputa la representación de los trabajadores del Subte desde hace más de diez años, cifra que fue rechazada por AGTSyP por considerarla insuficiente.

En ese sentido, los Metrodelegados afirman que de todas formas debieron haber sido convocados al dialógo -aún luego de que la Corte Suprema de la Nación confirmara la revocatoria de la personeria gremial que les fuera concedida por el ex ministro de Trabajo Carlos Tomada durante los últimos días del gobierno de Cristina Kirchner- en tanto sostienen que cuentan con el apoyo de la mayoría de los empleados del subterráneo.

Desde entonces, y con el fin de lograr una reapertura y que sean convocados a negociaciones paritarias, realizan aperturas de molinetes y paros rotativos en distintas líneas de Subte y en diferentes horarios, lo que condujo a que la operadora Metrovías suspendiera a más de cien trabajadores e iniciara los procedimientos legales para realizar el desafuero de los delegados gremiales alcanzados por la suspensión.

Comentarios