Los trenes dejarán de correr hasta tanto se solucione un grave socavamiento del terraplén de Kilómetro 34. Por el momento, no hay fecha de reanudación de los servicios ferroviarios de pasajeros.

Los servicios del ramal Haedo – Temperley de la línea Roca fueron suspendidos este jueves y hasta nuevo aviso luego de que se registraran socavamientos en el terraplén cercano a la estación Kilómetro 34.

Así informó la empresa Trenes Argentinos Operaciones, que además indicó que se han iniciado inspecciones en la zona para determinar la gravedad de la situación y los trabajos de reparación que sean necesarios para restablecer la circulación ferroviaria.

Mientras tanto, y por seguridad, los diez servicios diarios con los que contaba el ramal dejarán de correr hasta tanto la empresa pueda solucionar los inconvenientes detectados.

El ramal Haedo – Temperley posee una traza que, a diferencia de las demás líneas ferroviarias metropolitanas, circula de manera transversal a lo largo de la zona sudoeste del conurbano bonaerense y tiene continuidad con un ramal de cargas de vía única que une Haedo con la estación Caseros de la línea San Martín, lo que la vuelve estratégica en caso de que se decidan iniciar las obras de la RER en el mediano plazo.

En el pasado, las actuales autoridades de Transporte han usado las suspensiones “hasta nuevo aviso” como una forma de clausurar servicios por goteo. La causa de la interrupción del servicio Temperley – Haedo, seguridad operacional, es la misma que en su momento sirvió de argumento para clausurar el ramal Puente Alsina – Aldo Bonzi.

Comentarios