El Gobierno chileno anunció la construcción del Metrotren Melipilla, la segunda línea ferroviaria de pasajeros con la que contará Santiago. Tendrá 61 kilómetros de extensión. Las obras comenzarán el año que viene, demorarán cinco años y demandarán una inversión de 1560 millones de dólares "llave en mano".

El Gobierno chileno anunció la semana pasada que el próximo año comenzarán las obras de una nueva línea de Metrotren, que cubrirá el recorrido Estación Central – Melipilla, y que será la segunda línea de trenes metropolitanos con la que contará la capital chilena, luego del recientemente rehabilitado Metrotren Nos.

La obra fue anunciada en un acto encabezado por el presidente chileno, Sebastián Piñera, del que participaron la ministra de Transportes y Telecomunicaciones del vecino país, Gloria Hutt, y el presidente de la Empresa de Ferrocarriles del Estado (EFE), Pedro Pablo Ramírez, entre otros.

Según se detalló en la presentación, su construcción aprovechará una traza ferroviaria existente por la que no circulan trenes de pasajeros. Las obras demorarán cinco años y demandarán una inversión de 1560 millones de dólares «llave en mano». «Es el proyecto de inversión más grande de EFE en décadas», destacó Ramírez, presidente de la empresa estatal.

La línea, oficialmente denominada «Metrotren Melipilla», tendrá 61 kilómetros de extensión y contará con 10 estaciones intermedias, una de las cuales permitirá combinar con la línea 6 del Metro. Cabe recordar que el Metrotren Nos también combina con esa línea, cuya función es «atajar» a los pasajeros provenientes de la periferia y derivarlos al sector oriental de la capital, donde se concentra la mayor parte de la actividad comercial y laboral.

La traza tendrá tres vías en el tramo de mayor demanda (dos para pasajeros y una para cargas), entre Alameda y Malloco, estación que funcionará como cabecera intermedia. Allí la frecuencia será de cuatro minutos en hora pico y de ocho en hora valle. De allí a Melipilla, en tanto, la traza será de vía doble (una para pasajeros y la otra para carga), la frecuencia será de 24 minutos y el tiempo de viaje será de apenas 46 minutos, ahorrando más de una hora y cuarto a los pasajeros provenientes desde ese sector.

La traza será atendida con 22 trenes cero kilómetro, cuya adquisición está contemplada en el costo total del proyecto. Aún no han sido licitados, pero se especula con que podrían ser Alstom X’Trapolis como los que ya operan en el Metro Valparaíso y en el Metrotren Nos (una maqueta de estos fue utilizada en la presentación del proyecto) o bien trenes CRRC como los recientemente adquiridos para el Biotren, el servicio suburbano de Concepción, en el sur del país.

La demanda estimada es de unos 60 millones de pasajeros al año, lo que convertiría al Metrotren Melipilla en «el servicio más masivo de la Empresa de Ferrocarriles del Estado», duplicando la cantidad de pasajeros movilizados por ferrocarril en Chile y prácticamente triplicando «la cantidad de usuarios que hoy moviliza el Metro de Valparaíso o el Metrotren a Nos».

Otro de los puntos destacables es que con la habilitación de este Metrotren, cinco municipios (Melipilla, El Monte, Talagante, Peñaflor y Padre Hurtado) se sumarán a la red de transporte de la capital chilena, de la que no formaban parte hasta ahora.

Comentarios