Tal como estaba previsto, tres grupos se presentaron a la licitación: Metrovías-Roggio (con asesoramiento de Siemens y Deutsche Bahn), RATP Dev (en asociación con Alstom) y Keolis-Helport. Sólo se abrió el primer sobre, que contiene aspectos legales, técnicos y de capacidad. Una comisión evaluadora estará a cargo de analizar las ofertas. El sobre n°2, que contiene las ofertas económicas, será abierto en octubre y la adjudicación tendrá lugar en noviembre.

Ayer martes por la mañana tuvo lugar la apertura de sobres de la licitación que busca concesionar la operación y el mantenimiento de la red de Subte por un plazo de hasta 15 años a contar desde el próximo 1° de enero.

El acto tuvo lugar en la sede de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) en Agüero 48, y estuvo encabezado por el presidente de la empresa, Eduardo de Montmollin.

Tal como estaba previsto, tres consorcios presentaron sus ofertas.

El presidente de SBASE, Eduardo de Montmollin, supervisa la apertura del sobre n° 1.

La primera de ellas es la actual operadora Metrovías, que maneja la red desde hace casi 25 años, y que se presentó en sociedad con Benito Roggio Transporte. Ambas compañías pertenecen al holding Roggio. Este consorcio, que es el único formado íntegramente por capitales argentinos, cuenta con el asesoramiento de la Deutsche Bahn (DB) y Siemens, tal como anticipó oportunamente este medio. Metrovías-Roggio presentó la oferta más voluminosa: 6519 fojas en 17 tomos.

El segundo oferente es de capitales franceses: RATP Dev Argentina, una sociedad controlada por la RATP, operadora estatal del transporte público de París. Esta compañía, que busca desembarcar con esta operación en la Argentina, se presentó en alianza con Alstom, una de las proveedoras más importantes del Subte. El Metro de Santiago fue sondeado por la RATP para sumarse, pero la compañía chilena descartó involucrarse. La RATP presentó documentación en 994 fojas y cuatro tomos.

El tercer grupo nuclea a capitales francoargentinos. Se trata del consorcio integrado por Keolis, subsidiaria de la SNCF, empresa estatal ferroviaria francesa, y la constructora argentina Helport, que pertenece a Corporación América, del empresario Eduardo Eurnekian. El Metro de Londres, no integra la sociedad aunque sí tiene presencia como asesor. Keolis-Helport presentó la documentación más reducida: 866 fojas y tres tomos.

Con la apertura de los sobres llegó a su fin la primera etapa de un proceso iniciado en febrero pasado, que no estuvo exento de traspiés judiciales y postergaciones. Cabe recordar que la realización de una nueva licitación había sido anunciada en mayo de 2017. La convocatoria fue aprobada por la Legislatura porteña hacia fines del año pasado.

Los pasos a seguir

Las ofertas se presentan en dos sobres, numerados 1 y 2. El sobre n°1, que es el único abierto este martes, contiene todo lo relativo a la capacidad jurídica y documentación legal de las sociedades, capacidades económicas y financieras y las capacidades técnicas empresariales. En tanto, el n°2 contiene la oferta económica.

Desde hoy miércoles, los tres consorcios podrán disponer de un plazo de tres días para tomar vista de las ofertas de sus contrincantes y formular observaciones y comentarios.

Luego, la Comisión Evaluadora de Ofertas designada ad-hoc por SBASE e integrada por “representes del Gobierno de la Ciudad, el Ministerio de Hacienda, el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte y SBASE” -con el asesoramiento de Transports Metropolitans de Barcelona, que colaboró en la elaboración del pliego, y de la Cátedra de Transporte de la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), cuyo decano es José Barbero-, tendrá a su cargo la elaboración de un Informe de Preselección, que será remitido al Directorio de SBASE.

Habrá un período de impugnaciones, tras el cual se emitirá el informe definitivo, previa actuación de la Procuración General de la Ciudad. Con todo, el documento no es vinculante para el Directorio.

Transcurrido este período, se realizará la apertura del sobre n°2, que contiene la oferta económica. En SBASE calculan que esto será para “principios de octubre”, con lo que “la adjudicación del contrato se hará en noviembre”.

Desde allí, el adjudicatario tiene un plazo de 30 días para constituir la Sociedad Anónima Concesionaria mediante la cual operará la red. De cumplirse los plazos previstos, la toma de posesión del nuevo concesionario tendría lugar el 1° de enero de 2019.

Comentarios