Días atrás, Panamá inauguró la segunda línea de su Metro. Cuenta con 21 kilómetros de extensión y cubre el eje este-oeste. Ya está adjudicada la construcción de un ramal al Aeropuerto de Tocumen. La línea 3, en evaluación de ofertas. Proponen una red de ocho líneas (tres de las cuales son tranvías) para 2040.

La fuerte apuesta de Panamá al Metro es palpable. Luego de haber construido en tiempo récord de 38 meses la línea 1, la semana pasada se dio inauguración a la segunda línea de la red.

La línea 2, que cubre el corredor este-oeste, tiene 21 kilómetros de extensión y 16 estaciones, una de las cuales provee combinación con la línea 1. La línea fue construida en viaducto y la mayor parte de ella cubre la “Vía Tocumen”, donde se ubican 12 de sus 16 paradas.

Inicialmente, y a modo de promocionar la nueva línea, durante dos semanas los viajes serán gratuitos. Se calcula que la línea transportará un mínimo de 16 mil pasajeros hora por sentido y un máximo de 40 mil pasajeros hora por sentido, con un promedio de 250 mil usuarios diarios.

Las obras de esta línea, sin embargo, no terminan allí. El Metro de Panamá ya licitó y encargó a un consorcio la construcción de un ramal de la línea 2 (de unos 2 km) al Aeropuerto Internacional de Tocumen, que días atrás abrió su segunda terminal y que moviliza anualmente a unos 16 millones de pasajeros.

Lo que viene: la línea 3

Metro de Panamá ya lanzó la licitación para la construcción de la línea 3, que conectará a la capital del país con la provincia de Panamá Oeste.

En este caso, se trata de una línea de tipo monorriel que contará, una vez completada, con unos 34 kilómetros de extensión. La primera fase, de 26 kilómetros, tiene una demanda estimada de 20 mil pasajeros hora por sentido. Una de las características más destacables de esta línea es que deberá atravesar, mediante un puente, el Canal de Panamá.

A principios de abril, la empresa recibió ofertas de cuatro consorcios (con una notable presencia de empresas chinas), que serán evaluadas para la adjudicación de la obra, que tendrá lugar en los próximos meses. En este caso, la obra es financiada con un crédito de largo plazo otorgado por la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (JICA).

Hacia el futuro: la “Red Maestra”

Además de las dos líneas ya operativas, el ramal al aeropuerto y la ya encaminada línea 3, Panamá tiene en carpeta la construcción de otras cinco líneas para su red, tres de las cuales son tranviarias.

Como bien señalaba un informe publicado en la prensa panameña días atrás, la ciudad del canal “creció sin planificación” y “ya no cuenta con terrenos para construir nuevas vías”, por lo que buena parte de las nuevas líneas deberán ser subterráneas.

La línea 4 correría paralela a la línea 3, aunque más al sur, complementando su trazado. Un caso similar ocurre con la línea 5, que también cubriría el eje este-oeste, aunque más cercana a la costa.

Las líneas tranviarias 6, 7 y 8, en tanto, cubrirían tres rutas bien diferenciadas y complementarían la red de metro en áreas de menor densidad o bien en el casco histórico, donde la implantación de un metro se tornaría imposible.

De prosperar el plan maestro en los tiempos previstos, la red panameña contaría con ocho líneas para 2040, cambiando radicalmente la movilidad en una ciudad que, hasta hace pocos años atrás, no contaba con ninguna línea de transporte guiado.

Comentarios