La parada Nuestra Señora de Fátima enfrenta un estado de deterioro a tres años de su reinauguración. Arrancaron asientos y uno de los andenes está sin luz. Se trata de la única parada del Premetro que fue reformada; las obras en las otras cuatro estaciones cuya modernización se anunció jamás comenzaron.

La parada Nuestra Señora de Fátima, única estación del Premetro en ser reformada, se encuentra deteriorada a tres años de su reinauguración.

Según pudo saber este medio, vándalos no identificados provocaron daños en las instalaciones de la parada, arrancando las barras de apoyo isquiático colocadas en los andenes. Hasta el momento, los elementos sustraídos no han sido repuestos.

Desde Metrovías explicaron que los bancos y apoyos sustraídos ya se encuentran en proceso de reposición.

Otro de los puntos donde se evidencia el deterioro de las instalaciones es la falta de iluminación en uno de los andenes, mientras que en otro pueden observarse luminarias quemadas. Al respecto, desde la empresa aseguraron que “no se registraron problemas graves en los sistemas de iluminación durante los últimos días en esa la estación” y asociaron el desperfecto a “un corte ocasional” por “fuertes lluvias”.

Fátima hoy: uno de los andenes está sin luz.

La estación Nuestra Señora de Fátima fue rehabilitada en abril de 2016. Las obras para reformarla habían sido anunciadas en 2014 por Subterráneos de Buenos Aires, como parte de un plan que contemplaba el rediseño integral de cinco paradas: además de la citada, que sería la “estación modelo”, también serían modernizadas Mariano Acosta, Somellera, Ana María Janer y Fernández de la Cruz.

Las obras en Fátima comenzaron en febrero de 2015, y si bien tenían un plazo de cuatro meses, las tareas sufrieron importantes retrasos y terminaron demorando más de un año, lo que motivó fuertes reclamos de los vecinos de la zona. Las obras anunciadas para las otras cuatro paradas jamás comenzaron, y la operadora Metrovías se enfocó en la realización de tareas de mantenimiento.

Comentarios