Habilitaron el nuevo corredor exclusivo en Pompeya, coincidente con un tramo del Metrobus Sur. Las paradas están repartidas a lo largo de 550 metros. Para la obra debieron demoler dos estaciones de Metrobus inauguradas un año antes.

El nuevo centro de transbordo de la Avenida Sáenz, en Pompeya, quedó inaugurado la semana pasada con la presencia de autoridades porteñas. Las obras, que se transformaron en un auténtico dolor de cabeza para transitar por la zona durante el verano, demandaron una inversión de 40 millones de pesos.

Las obras habían sido anunciadas en mayo del año pasado y apuntaban a realizar una ampliación de los carriles exclusivos de esa avenida, parte del Metrobús Sur. Sucede que en ese sector de Pompeya los carriles centrales (de una pista por sentido) servían solo a un puñado de líneas de colectivo, mientras que el resto circulaba por fuera, teniendo parada en las veredas laterales. Con ello, la infraestructura estaba subutilizada y la zona era un auténtico caos de tránsito.

Gracias a esta modificación serán 17 las líneas que aprovecharán el corredor, ahora ampliado a dos pistas por sentido, mientras que los laterales serán para transporte particular y algunos servicios expresos de las líneas de colectivo. Las paradas, distribuidas a lo largo de 550 metros, son totalmente nuevas. Este punto fue cuestionado por algunos usuarios, que apuntan que ahora deben caminar más para transbordar.

El centro beneficia a unos 350.000 usuarios diarios, según estimaciones de la Subsecretaría de Transporte porteña. En el lugar confluyen una veintena de líneas de colectivo y la línea Belgrano Sur de ferrocarriles, embarcada en un importante proceso de renovación y extensión. Asimismo, está previsto que en los próximos años se habilite allí la terminal sur de la línea H.

La obra había desatado cierta polémica en octubre del año pasado debido a que se tuvieron que demoler las dos anteriores paradas del Metrobus Sur sobre Sáenz, que habían costado 4,5 millones de pesos cada una. La crítica se centraba en la falta de previsión de las autoridades, que no habían previsto la insuficiencia de los carriles anteriores.

Comentarios