La rehabilitación de los ramales La Plata - Las Pipinas del Ferrocarril Roca y Avellaneda - La Plata del Ferrocarril Provincial recibió el respaldo del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales. Desde el Ministerio de Transporte aseguran que realizarán un diagnóstico y evaluarán su posible recuperación.

Dirigentes vecinales de distintas localidades bonaerenses reclamaron la rehabilitación del ramal La Plata – Las Pipinas del Ferrocarril Roca y del ramal Avellaneda – La Plata (P1) del ex Ferrocarril Provincial de Buenos Aires.

La propuesta recibió el respaldo del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales (CNCPS): su presidenta, Victoria Tolosa Paz, se reunió con los dirigentes y aseguró que el organismo se encuentra “a disposición para avanzar en un esquema de articulación y coordinación que permita convertir esta iniciativa en una obra de reactivación concreta“.

En el mismo sentido, el Ministerio de Transporte de la Nación confirmó que “se va a hacer un diagnóstico” del ramal La Plata – Pipinas para “evaluar la recuperación y el estado de la vía […] hay buena voluntad, el Estado atiende al reclamo”, según publicó el portal InfoZona.

El ramal posee 105 km de extensión y cuenta con estaciones intermedias en Rufino de Elizalde, Arana, Ignacio Correas, Bartolomé Bavio, Roberto J. Payró, Vieytes, Álvarez Jonte, Las Tahonas, Verónica, Monte Veloz y Las Pipinas. El servicio fue cancelado en 1977, pero el ramal ha recibido alguna circulación esporádica: por caso, en la estación Bavio fue probado el primer prototipo del Tecnotren, a mediados de la década de 2000.

Tecnotren prototipo, en la estación Bavio (ramal a Pipinas).

A su vez, en la reunión que los dirigentes sostuvieron con Tolosa Paz, se reclamó por la recuperación del ramal Avellaneda – La Plata del Ferrocarril Belgrano (P1, del ex Ferrocarril Provincial de Buenos Aires).

En este caso, se trata de un ramal de 53,5 km de extensión cuyos servicios de pasajeros también fueron clausurados en 1977. Los trenes de carga corrieron hasta la década del 90, cuando el servicio fue definitivamente interrumpido.

Tal como explicó enelSubte, su traza, que atraviesa zonas densamente pobladas y donde la conexión ferroviaria se revela necesaria -como Monte Chingolo, San Francisco Solano o Ingeniero Allan-, se halla parcialmente intrusada. A esto se sumó la reciente transferencia de parte de sus terrenos a municipios y entidades deportivas, lo que complica las posibilidades de su recuperación.

En 2005, la entonces Unidad Ejecutora del Programa Ferroviario Provincial (UEPFP, Ferrobaires) había presentado un proyecto para reutilizar la traza abandonada, reconstruyendo el ramal con doble vía electrificada y trocha ancha, integrándolo a la red del Ferrocarril Roca. La iniciativa no prosperó y el ramal continuó con su proceso de degradación. Ahora, en inmediaciones de su antigua estación terminal en Avellaneda se proyecta construir una nueva estación de la línea Roca.

Comentarios