La reunión fue convocada para este martes a las 10.30. Se evaluarán avances en el plan de retiro de las piezas contaminadas con asbesto, un material cancerígeno prohibido en Argentina desde 2001.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires convocó a la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) a una reunión para el 22 de octubre a las 10.30 para realizar un seguimiento de las tareas de remoción de asbesto de las formaciones que poseen piezas contaminadas con dicho material.

La convocatoria se produce apenas unos días después de que el gremio amenazara con adoptar medidas de fuerza tendientes a impulsar a Metrovías y a Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) a reemplazar las flotas afectadas por la presencia de amianto (CAF-GEE de la línea E y Mitsubishi de la línea B).

La tensión entre las partes se había agravado la semana pasada luego de que el presidente de SBASE, Eduardo de Montmollin, admitiera que la empresa estatal sabía que los CAF 5000, adquiridos de segunda mano a España en 2011 para reforzar la flota de la línea B, contenían partes con asbesto.

Si bien dicha flota fue retirada de servicio en febrero de 2018, cuando en España se difundió la muerte por asbestosis de un trabajador de los talleres de Metro de Madrid donde se reparaban los CAF 5000, estudios posteriores indicaron que diferentes tipos de trenes fabricados antes de 2001 -cuando se prohibió el amianto en Argentina- y en circulación en el Subte porteño poseían componentes con el mineral.

De acuerdo a Pianelli, un análisis realizado por el gremio sobre una población de 1200 trabajadores del Subte arrojó que once de ellos presentaban diferentes complicaciones de salud relacionadas con la inhalación de asbesto, aunque por el momento ninguna de gravedad.

La respuesta de Metrovías

La concesionaria Metrovías envió este lunes un comunicado en el que informa que una comisión integrada por “la Superintendencia de Riesgos del Trabajo, la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, la Asociación de Protección Ambiental (APRA), el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), los gremios, SBASE, la Subsecretaría de Trabajo de la Ciudad y Metrovías” puso en marcha un “Plan de Gestión Segura del Asbesto con el objetivo de retirar,  eliminar u ocluir de manera segura todos aquellos elementos que contengan asbesto”.

De acuerdo a la concesionaria, dichas tareas ya se llevan a cabo en la línea B en una instalación especial montada para tal efecto en la via 4 del taller Rancagua -adyacente a la estación Federico Lacroze-, donde las piezas con asbesto son retiradas de los trenes y dispuestas de manera segura para su procesamiento final.

Además, Metrovías aseguró que se “implementó un plan de seguimiento que se desarrolla junto a la ART y la Superintendencia de Riesgos del Trabajo, para los trabajadores que se desempeñan en los talleres Rancagua y Villa Urquiza, a quienes se les realizaron estudios neumonológicos en el Hospital Británico de Buenos Aires”.

 

 

 

 

 

Comentarios