El proyecto original de llevar el Premetro a Puente de la Noria podría reemplazar de forma eficiente al Metrobus del Sur recientemente inaugurado. Proporcionaría a los usuarios una rápida conexión con la línea E rumbo al Centro, próximamente Retiro y eventualmente Constitución.

El Gobierno de la Ciudad inauguró el tercer corredor de carriles exclusivos “Metrobus”: se trata del trazado más largo de los que actualmente existen, totalizando 23 kilómetros que vinculan mediante dos ramales a la General Paz con Plaza Constitución. Según se indicó desde la Ciudad, el nuevo trazado implica un 15% de ahorro en tiempo de viaje. De las 18 líneas de colectivo beneficiadas por la obra, tan sólo algunas pocas utilizarán el corredor en toda su extensión.

Si bien la mayoría de las avenidas por las que decidió trazarse el recorrido cuentan con características que las hacen aptas para este tipo de obra, podrá decirse que el mínimo margen de minutos ahorrados no justifica semejante intervención. Más aún, las avenidas Roca y Fernández de la Cruz cuentan con una circulación ágil y expedita: los embotellamientos y la congestión son en ellas una rareza. Lleva esto a preguntarse acerca de la asignación de recursos y prioridades establecida por la administración local.

El proyecto original del Premetro, elaborado por Subterráneos de Buenos Aires en la década del 80 cuando la empresa era aún la operadora del servicio, planteaba un recorrido más extenso: por caso, llegaba a Puente de la Noria (lado provincia), habiendose propuesto una articulación entre la entonces Municipalidad de la Capital y el municipio de Lomas de Zamora. Algo que el Metrobus no contempló, más allá de las declaraciones voluntaristas del jefe de gobierno para extender su obra estrella a la Provincia.

El único trazado de Premetro que actualmente existe, el E2, es un proyecto aún inconcluso: faltan algunas pocas cuadras para cerrar el loop de Villa Lugano, que permitiría reducir drásticamente los tiempos de espera. Hoy, gracias a la falta de ese tramo, el servicio está fraccionado en dos ramales (Gral. Savio y Centro Cívico). Hasta el momento SBASE no ha anunciado oficialmente intenciones de concretar la obra, vital para optimizar el funcionamiento del Premetro.


Proyecto de líneas E1 y E2 de Premetro, elaborados por SBASE. (Clarín, 15/8/1984)

La línea E1, nunca construida, contaba con dos ramales que discrurrirían por las avenidas Dellepiane y General Paz. Uno de ellos conduciría hasta el Barrio Piedrabuena, mientras que el otro conectaría con el centro de transbordo de Puente de la Noria.

El proyecto del Premetro fue pensado como alimentador del Subte: una gran cantidad de pasajeros beneficiados por las líneas E1 y E2 se vincularía de forma rápida con el Centro (estación Bolívar, frente a la Plaza de Mayo) mediante el trasbordo con la línea E en Plaza de los Virreyes. Pronto, la inminente llegada de la línea E a Catalinas y Retiro sumaría mayor atractivo para los pasajeros. Eventualmente, el establecimiento de servicios continuos entre Plaza de los Virreyes y Constitución, mediante túneles ya construidos, constituiría una alternativa viable, ecológica y económica a los carriles preferenciales del Sur.

Comentarios