La Asociación Amigos del Tranvía (AAT) recibió de manos de SBASE una dupla de coches Siemens Schuckert O&K para su preservación y restauración. Las unidades, apartadas de servicio hace largos años, fueron fabricadas en Alemania en la década del 30 a instancias de la CHADOPyF. Esta flota circuló en todas las líneas de la red exceptuando la B.

La Asociación de Amigos del Tranvía (AAT) recibió de manos de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) una dupla de coches Siemens Schuckert O&K para su conservación y restauración.

Se trata de los coches M3 y R3, que estaban apartados del servicio desde hace varios años y que aún ostentan el esquema de pintura bordó incorporado por SBASE en la década del 80, con la llegada de los Fiat Materfer. De acuerdo con el inventario de material rodante de 2013, estas unidades se encontraban afectadas a la obra de reconstrucción a cargo de Emepa y Alstom, algo que no llegó a materializarse, y se hallaban en el Taller Constitución. En la actualidad, en cambio, están en el Taller Mariano Acosta del Premetro.

Al igual que el resto de la flota Siemens, los coches M3 y R3 no están en estado original: presentan signos de la reforma practicada en la década del 70 por la firma nacional Igarreta, por lo que una eventual restauración a su aspecto primigenio demandará de un gran trabajo, un campo en el que la AAT posee vasta experiencia.

“Con esta incorporación nuestra flota colección sigue creciendo en número y variedad otorgándonos la gratificante responsabilidad de seguir preservando en forma activa y responsable la memoria del transporte urbano sobre rieles de nuestra ciudad”, explicó la asociación en una publicación en la red social Facebook. “Extendemos desde aquí nuestro agradecimiento a las autoridades de SBASE como sí también a todos aquellos que colaboraron para hacer posible este nuevo hito institucional”, puntualizaron.

La Asociación, que tiene a su cargo la custodia de varios coches históricos del Subte (Preston, Brugeoise, Metropolitan Cammell, Siemens FM, CAF – GEE) intervino en la restauración de los coches Brugeoise de la línea A, que recientemente volvieron a circular en un servicio histórico cultural.

En los últimos meses, SBASE había comenzado a desprenderse de algunas unidades, rematando cuatro en enero pasado y seis en agosto.

Los coches Siemens fueron encargados por la Compañía Hispano Argentina de Obras Públicas y Finanzas (CHADOPyF) en la década del 30 y fueron puestos en servicio a partir de 1934, circulando en las líneas C, D y E donde constituyeron el material rodante predominante durante largas décadas hasta terminar su carrera en la línea H, de donde fueron retirados en julio del año pasado. Inclusive, luego del cambio de tensión de 1100 a 1500 V, llegaron a circular en la línea A algunas formaciones reformadas.

La mayoría de las unidades fueron fabricadas en Alemania en las décadas de 1930 y 1940, mientras que otras trece –de curiosa historia– fueron construidas en el país en los talleres de la firma Baseler durante los años 50.

Afiche promocional de Siemens Schukert.

Comentarios