Solo 32 de las 83 estaciones de la red cuentan con facilidades para personas con movilidad reducida. Un informe del Observatorio de Derechos de las Personas con Discapacidad cuestionó también las demoras de la puesta en marcha del anuncio sonoro de estaciones y la falta de información en Braille.

Un informe del Observatorio de Derechos de las Personas con Discapacidad reveló que solo 32 de las 83 estaciones de la red de Subte cuentan con facilidades para personas con movilidad reducida.

El organismo, que conduce la extitular del INADI y exdiputada María José Lubertino, realizó relevamientos e inspecciones oculares y dialogó con autoridades de la operadora Metrovías para realizar el informe, donde se cuestiona la falta de ascensores y de un sistema de información acorde a usuarios con discapacidad visual y auditiva.

“Los datos alarmantes sobre la falta de accesibilidad que pudimos relevar desnudan que las inversiones de SBASE y del gobierno de la Ciudad son pura cosmética electoral, y son otra muestra más de la concepción elitista que tiene el PRO sobre el Subte, que no solo cada día cuesta más sino que expulsa y discrimina“, afirmó Lubertino en diálogo con la agencia oficial Télam.

El informe apuntó que, pese a los anuncios, sólo en las líneas A, C y D está en funcionamiento el sistema de anuncio de estaciones por audio en formaciones, que apunta a asistir a las personas con problemas visuales, “pero aún falta extender el sistema al resto de las líneas“. Adicionalmente, se remarcó que solo hay señalética Braille en trece estaciones.

“[SBASE] tiene que tomar un compromiso en tiempo y forma para terminar con todas las reformas necesarias para que todos podamos usar el Subte“, finalizó Lubertino.

Comentarios