SBASE informó que se completó la instalación de las terminales de recarga automática licitadas en 2014. Las 180 máquinas se encuentran operativas y distribuidas en las seis líneas de la red.

Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) informó que ya se completó la instalación de 180 máquinas automáticas de recarga SUBE distribuidas en las seis líneas de la red.

Los dispositivos habían sido instalados durante 2016 en la línea D (46 máquinas) y a principios de este año se había terminado la colocación en las líneas B (42) y H (22). Finalmente, con la puesta en marcha de los aparatos en las líneas A, C y E, las únicas que faltaban, “se completó el proyecto”, afirmó la empresa estatal en un comunicado.

La compra de las terminales de autoservicio fue licitada por Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) a principios de 2014 y alcanzaba inicialmente un total de 250 aparatos. Las primeras terminales, adquiridas por fuera de esta licitación, habían sido colocadas en el transcurso de 2013 en las estaciones que fueron inauguradas ese año: Hospitales de la línea H, Echeverría y Juan Manuel de Rosas en la línea B y San José de Flores y San Pedrito en la línea A.

Comentarios