Tren del Valle: entre desperfectos, rumores y polémicas

El servicio estuvo cancelado por más de una semana por desperfectos técnicos. El cochemotor fue reparado, pero la Operadora Ferroviaria demoró deliberadamente su puesta en marcha. El intendente de Neuquén, crítico del servicio, ahora aboga por su extensión y legisladores oficialistas y opositores piden su continuidad y mejoramiento.

El servicio ferroviario que une las ciudades de Neuquén y Cipolletti volvió a estar en el ojo de la tormenta en las últimas semanas. El pasado lunes 14/3 un precario cartel informaba en las estaciones Neuquén y Cipolletti la interrupción del servicio “hasta nuevo aviso” debido a una nueva rotura en los escasamente fiables coches Materfer con que se presta el servicio. Según informó la prensa local, en este caso se trataba de “problemas en el compresor y en una de las cajas de engranajes”.

El cochemotor pudo repararse en el transcurso de la semana y encontrarse en condiciones operativas el viernes 18. Sin embargo, en una decisión que despertó una importante polémica en la región, la Operadora Ferroviaria bajó la orden de no realizar la prueba de circulación hasta el lunes 21 y el servicio pudo retomarse recién a las 15:30 del martes 22.

Cartel anunciando la suspensión del servicio.

Cartel anunciando la suspensión del servicio.

Los trabajadores ferroviarios de la zona sospechan que las nuevas autoridades de la Operadora Ferroviaria no tienen voluntad de darle continuidad al Tren del Valle, algo que fue deslizado en reiteradas oportunidades desde esferas gubernamentales.

De acuerdo con fuentes oficiales, el servicio goza de una ocupación cercana al 60%.

Horacio Quiroga, el intendente de Neuquén que meses atrás sugiriera el reemplazo del tren por un Metrobús, fue muy crítico con la situación actual, pero lejos de pedir su levantamiento, solicitó públicamente que se amplíe su recorrido, se agreguen paradas y se mejore el material rodante para reducir los desperfectos, algo similar a lo planteado meses atrás por el legislador Jorge Ocampos (Coalición Cívica) en una columna publicada por enelSubte.com.

En el marco de las Jornadas de Transporte Regional, que contaron con la presencia del intendente de Cipolletti, del Director de Transporte de la provincia de Neuquén y del subsecretario de Transporte de la Nación, Antonio Cortéz, Quiroga abogó por la extensión del tren hasta el aeropuerto de Neuquén, con paradas intermedias e integrado al sistema de transporte de la ciudad.

Trabajadores de la estación local defendieron el tren: “Lo que se ve acá es que están boicoteando el servicio porque quieren instalar el Metrobús, que cuesta una fortuna. Se cuestiona que el tren no es rentable, pero la función del tren no es la rentabilidad, es prestar un servicio a la comunidad. Por día se transportan 2.000 personas, menos del 5% lo deben usar para pasear. Esto lo usa la gente que labura”, dijeron en declaraciones al diario Río Negro.

Los empleados, sin embargo, no dejaron pasar la oportunidad para criticar la calidad del material rodante, provisto por Materfer, donde radica la gran debilidad del servicio: “el problema con el tren acá es que lo construyó una empresa que es pésima, los hicieron para que se rompan y ahora no nos mandan los repuestos […] el tren todavía está en garantía y cada vez que se rompe hay que esperar que la empresa –Materfer– mande los repuestos, entonces desmantelan la formación vieja para reparar la nueva. Ni los cristales nos mandan”, explicaron, aludiendo a que la segunda unidad, almacenada en las instalaciones de Ferrosur Roca en el barrio Valentina Norte de la capital neuquina, está siendo canibalizada y no se encuentra operativa.

Rodrigo Sagaseta, empleado ferroviario, asegura que hay un boicot contra el tren. (Foto: Diario Río Negro)

Rodrigo Sagaseta, empleado ferroviario, asegura que hay un boicot contra el tren. (Foto: Diario Río Negro)

Pero Quiroga no fue el único político de alto perfil que salió a hablar del tren. La diputada nacional por Neuquén Nanci Parrilli (Frente para la Victoria) presentó un pedido de informes por la situación del servicio: “Al Tren del Valle se lo puede mejorar, se lo puede arreglar, se lo puede modificar, se lo puede extender, pero no se lo puede cerrar”, expresó. En la misma dirección se había expresado días atrás la diputada María Emilia Soria (FPV, Río Negro).

En el otro extremo del espectro político, la senadora nacional por Río Negro Magdalena Odarda (Coalición Cívica) mantuvo una reunión con el subsecretario de Transporte Ferroviario, Arturo Papazian, y salió en defensa del servicio ferroviario, abogando por su extensión a General Roca y Plottier, tal como está planteado en el Plan Quinquenal de Ferrocarriles Argentinos.

El tren es de la gente y lo vamos a defender, como también vamos a defender el trabajo de las comisiones de vecinos que tanto han trabajando en este tema desde Neuquén y Río Negro y del gremio La Fraternidad, concejales y legisladores”, dijo la senadora, quien recordó que ella misma preside en el Senado una comisión especial “para la Recuperación del Tren Estrella del Valle y Tren del Dique”, integrada por ella misma, además de senadores de diversas fuerzas políticas: Marcelo Fuentes (FPV, Neuquén), Guillermo Pereyra (MPN, Neuquén), Miguel Ángel Pichetto (FPV, Río Negro), Jaime Linares (GEN, Buenos Aires) y Juan Manuel Abal Medina (FPV, Buenos Aires).

Video filmado por un pasajero en el servicio matutino de las 7:25

Comentarios