Roggio realiza estudios para la línea G

Personal de Benito Roggio viaja a China para negociar apoyo financiero y tecnológico. Traerían una tunelera para hacer quince estaciones en tres años.

 A la extensión de la línea E que se desarrolla en el Bajo, Benito Roggio planea sumar una nueva obra de importancia para la red de Subtes: la construcción de la línea G.  Para ello, desde hace meses personal destacado en las obras de la E viajan a China en busca de financiamiento y una nueva tecnología, por lo menos en lo que a construcción de Subtes en Buenols Aires respecta: una tunelera.  Así buscarían hacer quinces estaciones de la línea G en tres años, mucho más rápido que con los actuales métodos de construcción empleados por SBASE y por Nación misma en la extansión de la E.  De acuerdo a fuentes consultadas por este medio, en poco tiempo comenzarían los estudios de suelos y relevamientos necesarios para definir la traza definitiva de la línea.

No es la primera vez que Benito Roggio se anticipa a las complicadas licitaciones de la obra pública.  Cuando corría el rumor de un inminente comienzo de la extensión de la línea E, Roggio envió personal de las obras de extensión de la B (a cargo de SBASE) para realizar los estudios de suelos.  De esta manera, se aseguró la licitación que le permitió realizar la única obra de Subtes a cargo de la Nación.

¿Qué pasa con Subterráneos?

Mientras tanto, el Gobierno de la Ciudad sigue abocado a conseguir fondos para poder licitar un primer tramo de esta línea a fin de año.  De acuerdo a lo que pudo saber este medio, equipos del Ministerio de Hacienda están trabajando para conseguir financiamiento externo para la obra, mientras que también se analiza la factibilidad de endeudarse para empezar la línea F.  Sin embargo, resta evaluar cómo influirá la crisis financiera mundial y los resultados del canje de deuda en default en los planes del Gobierno porteño.

Comentarios