El presidente de la constructora le manifestó a la Presidente que no será posible reprogramar sus visitas canceladas debido al retraso que los preparativos ocasionan en los trabajos.

Las ausencias presidenciales a las anunciadas visitas a las obras de extensión de la línea E suscitaron reacciones que van más allá de las ocasionales bromas sobre el consumo del catering previsto para dichos eventos.  enelSubte.com pudo saber que, tras la última cancelación de la visita presidencial de hace dos jueves atrás a los obradores de la línea E, Aldo Roggio mantuvo una conversación telefónica con Cristina Fernández de Kirchner.  En el intercambio, Roggio expuso reparos a que se reprogramara por cuarta vez la presencia de la mandataria en el Bajo porteño.

Según las fuentes consultadas, Fernández de Kirchner manifestó que iría “la semana que viene”.  Roggio la interrumpió explicándole motivos técnicos por los que esto no será posible: “Para que vos vengas, yo tengo que postergar obras duras una semana antes en el sector donde vas a estar, y ya cancelaste tres veces.  O sea que ya demoré tres semanas de obra en total en ese sector.  Ya está: no vengas más”.  Aparentemente, la Presidente desistiría de concretar un cuarto intento de visita a los trabajos, licitados por su difunto marido y ex presidente Néstor Kirchner en 2006.

Comentarios