SBASE sacó a remate una partida de once coches Siemens radiados de la línea H. Algunos habían sido ofrecidos en anteriores subastas, pero no pudieron ser vendidos. Es la cuarta subasta de material rodante en lo que va del año.

Las subastas de viejos trenes retirados de servicio continúan en marcha. El próximo 23 de noviembre se subastarán, por orden de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE), un total de once coches Siemens Schuckert O&K. La subasta estará a cargo de la firma especializada Narváez Superbid.

Los coches que saldrán a la venta en esta ocasión son los identificadas como M5, R5, M11, R11, M13, M37, R37, M41, R38, M52 y R52. Estos coches prestaban servicio en la línea H del Subte hasta julio del año pasado, cuando fueron sustituidos por los modernos Alstom de conducción automática.

Coche M13, otro de los que sale a subasta. Fotos: Narváez Superbid.

La mayoría de estas unidades se encuentra almacenada en el gapón del Taller Mariano Acosta del Premetro, construido entre 2013 y 2014 para albergar a los Brugeoise, mientras que otros se hallan en el Taller Polvorín.

Adicionalmente, se han vuelto a poner en venta las carrocerías de cuatro coches Fiat Materfer (10A, 10B, 5C y 8C) que ya habían sido ofrecidas en marzo pasado, sin que se lograra venderlas.

No es la primera vez que se subastan coches Siemens: en enero se pusieron a la venta los coches M41, R41, M13 y R13 (sólo se vendieron los R41 y R13), en marzo fue el turno de los coches M22, R22, M38 y R38 (este último no se vendió), mientras que en agosto pasado el Banco Ciudad ofertó los coches R17, M17, M10 y R10 más otros dos que estaban arrumbados en Emepa (afectados a la obra de reconstrucción) y cuya numeración no ha podido ser identificada. En tanto, la Asociación Amigos del Tranvía (AAT) ha recibido de parte de SBASE una dupla (M3 – R3) para su conservación y restauración, tal como oportunamente informó este medio.

Cabe recordar que los coches Siemens, emblemáticos de los subtes porteños, fueron encargados por la Compañía Hispano Argentina de Obras Públicas y Finanzas (CHADOPyF) en la década del 30 y fueron puestos en servicio a partir de 1934circulando en las líneas C, D y E donde constituyeron el material rodante predominante durante largas décadas. La mayoría de las unidades fueron fabricadas en Alemania en las décadas de 1930 y 1940, mientras que otras trece –de curiosa historia– fueron construidas en el país en los talleres de la firma Baseler durante los años 50.

Algunos coches terminaron su carrera en la línea H, donde circularon durante casi nueve años en calidad de flota provisoria. Inclusive, luego del cambio de tensión de 1100 a 1500 V, llegaron a circular en la línea A algunas formaciones reformadas. Con esto, los Siemens ostentan el curioso récord de ser el único modelo de tren del Subte en haber circulado por todas las líneas, excepción hecha de la línea B.

Interior de uno de los coches. Fotos: Narváez Superbid.

Comentarios