Un grupo de Facebook impulsa la medida. Aún no recibieron respuesta a su pedido ante la Legislatura.

Un grupo de Facebook propone cambiar el nombre de la estación Plaza de los Virreyes, cabecera oeste de la línea E, por el de “Presidente Cámpora”.  Ante la consulta de este medio, su administrador informó que ya presentaron el pedido a la Legislatura para que se lleve a cabo el cambio, pero todavía no recibieron respuesta.  Por el momento, sus 81 miembros deberán aguardar hasta que los legisladores le den curso al proyecto.

Los impulsores del proyecto argumentan que la estación Virreyes fue construída a partir del “Plan Trienal 1974-1977”, elaborado por el gobierno de Juan Domingo Perón.  “Sin embargo es en 1980 que la última dictadura militar inauguró las obras de extensión de las estaciones nuevas de la línea E de subtes. […] En un principio se la quería bautizar como Presidente Illia, pero los militares decidieron ponerle ese retrógrado y desubicado nombre que representa la autoridad imperial española en América, y reivindica un pasado pre-revolucionario y dependiente de la Argentina”, puede leerse en la descripción del grupo (http://www.facebook.com/group.php?gid=173341876588&ref=search&sid=1426918026.321675117..1)

Más allá de los juicios de valor que puedan formularse sobre el nombre “Plaza de los Virreyes”, en el planteo del grupo existen ciertos errores de carácter histórico que no pueden pasarse por alto.  En 1958, la Administración General de Tranportes de Buenos Aires (AGTBA) y la Secretaría de Transportes de la Nación elaboraron el denominado Plan Cóndor para la extensión de los subterráneos.  Allí, se contemplaba que la E terminaría en la General Paz.  En 1972, durante la presidencia de facto del general Alejandro Agustín Lanusse, el Ministerio de Obras Públicas retomó el Plan Cóndor y produjo el Estudio Preliminar de Tranportes de la Regiín Metropolitana (EPTRM).  Allí, y no durante el tercer gobierno de Perón, se estableció que la futura terminal de la línea E estaría en Plaza de los Virreyes.  Como es habitual en la red de Subtes, la estación llevaría el nombre de la referencia geográfica más cercana.

En 1980, comenzaron los trabajos de construcción de las estaciones Emilio Mitre, Dávila, Varela y Virreyes.  Las primeras tres fueron inauguradas en 1985, mientras que Virreyes comenzó a operar en abril de 1986.  Para ese entonces, ya había vuelto la democracia.  Los intendentes radicales que administraron Buenos Aires entre 1983 y 1989 renombraron varias estaciones cuando faltaba poco para que fuesen inauguradas.  Así, Dávila se convirtió en Medalla Milagrosa, General Savio en Ministro Carranza (línea D) y la estación de transferencia “Plaza de los Virreyes” del Premetro fue denominada Intendente Julio C. Saguier horas antes de su inauguración en 1987.  Sin embargo, el cambio de nombre no afectó a la estación del subterráneo.  Por lo tanto, no puede afirmarse que el Proceso haya optado por “Plaza de los Virreyes” siguiendo un criterio ideológico cuando la referencia geográfica más cercana llevaba ese nombre. 

Comentarios