Primer día hábil con el ATP al 100%

Hoy lunes fue el primer día hábil ya sin frecuencias de verano y con el ATP funcionando de forma integral. Los resultados de un trabajo que llevó casi 5 años.

El pasado viernes 29 de febrero la línea D finalizó la puesta en marcha del relativamente nuevo sistema de señales ATP –Automatic Train Protection, por sus siglas en inglés–, el cual fue implementado en dos etapas. La primera consistió en el cableado por túneles, instalación de los sistemas de señalización laterales en túneles y estaciones, implementación e interconexión de secciones en rieles, instalación de dispositivos inalámbricos y equipamiento de las formaciones con esta tecnología.

Esta primera etapa demoró algunos años, hasta fines del año 2006, y se puso en marcha el sábado 13 de enero de 2007, cuando dejó de brillar el antiguo sistema de señales ATS originario de la inauguración de la línea D en 1937.

Si bien desde aquel sábado el ATP funciona en toda la línea, durante el siguiente año se continuaron los trabajos pertenecientes a la segunda etapa, la cual consistía en interconectar el Puesto Central de Operaciones (PCO) desde donde se controla toda la red de subterráneos con el flamante sistema y su correcta calibración. Es decir que recién ahora el PCO y el ATP están en sintonía. Los trenes son verdaderamente monitoreados y desde el viernes que el nuevo sistema de origen francés podrá ser explotado al máximo en lo que respecta a ofrecimientos tecnológicos de última generación.

Esta obra forma parte del plan de renovación de sistemas de señales de toda la red de subterráneos encarado por el Estado nacional desde su primer implementación en la línea B en el año 2000 y posteriormente en la línea E en 2001. También se está instalando el mismo sistema en la línea A, el cual se prevé entrará en funcionamiento en el año 2010 cuando se inaugure la segunda etapa de la extensión. La única línea restante es la línea C, donde ya se están realizando los primeros trabajos para su instalación.

La línea H, construida por Subterráneos de Buenos Aires, ya cuenta con el ATP aunque los trenes actuales no posean esta tecnología. Mientras tanto, la línea más moderna utiliza provisoriamente el vetusto Automatic Train Stop (ATS). Está por otro lado lista para recibir en un futuro el Automatic Train Operation (ATO), el sistema más moderno posible para nuestra red, el cual permitirá frecuencias de hasta 90 segundos por tren y la posibilidad de conducción automática en caso de adquirir formaciones con esa tecnología.

Comentarios