El Estado nacional pondrá a la venta tres terrenos de origen ferroviario: Empalme Norte, Playa Colegiales y los Talleres Mendoza del Ferrocarril San Martín. Buscan venderlos para desarrollos que incluyan oficinas, viviendas y comercios: el apetito del sector inmobiliario y sus conexiones con la conducción de Ferrocarriles.

El Estado nacional pondrá a la venta varios terrenos ferroviarios con el objetivo de abrirlos a emprendimientos inmobiliarios. Se trata de terrenos ubicados en Retiro y Colegiales (en la Ciudad de Buenos Aires) además de Mendoza, que serán enajenados a través de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE).

La venta de los terrenos de Retiro había sido adelantada por este medio meses atrás: se trata de la playa de cargas Empalme Norte, un espacio de 128 mil metros cuadrados (que permitiría edificar en altura por unos 250 mil), delimitado por las avenidas Eduardo Madero, Antártida Argentina, Cecilia Grierson y San Martín. La parcela es ampliamente codiciada por el sector inmobiliario debido a su ubicación estratégica, entre Catalinas Norte y Puerto Madero, y a su elevado valor comercial.

Según se había anunciado tiempo atrás, lo recaudado por esa venta sería destinado a financiar las obras del Paseo del Bajo, el polémico proyecto que reemplaza a la Ribereña y que consiste en una autopista exclusiva para camiones y colectivos de larga distancia. Según anunció el gobierno, en el marco de ese proyecto, además de la mayoría de las vías de carga, será levantado el malogrado Tranvía de Puerto Madero.

Empalme Norte, un terreno codiciado por el sector inmobiliario.
Empalme Norte, un terreno codiciado por el sector inmobiliario.

Otro de los terrenos que saldrá a la venta es la playa ferroviaria de Colegiales, una parcela de 67 mil metros cuadrados delimitada por las avenidas Crámer, Federico Lacroze, Elcano y Moldes, lindante con las vías del Ferrocarril Mitre. Esta playa, aunque sobredimensionada para las condiciones actuales, continuó teniendo durante los últimos años uso por la operadora de cargas Nuevo Central Argentino (NCA). Se trata, junto con la playa de Retiro, de la única instalación ferroviaria de cargas del Ferrocarril Mitre en la Ciudad de Buenos Aires. Un modelo de transporte intermodal mal podría dejar al ferrocarril sin sus actuales playas de carga antes de desarrollar su reemplazo.

Según reveló el diario La Nación, la AABE ya tiene delineados proyectos para los terrenos de Empalme Norte, donde se construirían oficinas, mientras que en Colegiales se apuntaría al desarrollo de viviendas. Sin embargo, todo estaría supeditado al cambio de zonificación, que debe ser aprobada por la Legislatura.

Con la venta de ambos terrenos la AABE calcula recaudar unos 500 millones de dólares, aunque el objetivo principal de la medida no sería ese: según reveló Ramón Lanús, director del organismo, “no buscamos con esto recaudación, aunque claro que va a haber un ingreso para el Estado, sino que apuntamos a un desarrollo urbano moderno y a la generación de empleo”.

Los Talleres Mendoza del Ferrocarril San Martín serán vendidos y urbanizados.
Los Talleres Mendoza del Ferrocarril San Martín serán vendidos y urbanizados.

En Mendoza, en tanto, se apunta a la venta de un gigantesco predio ferroviario de 240 mil metros cuadrados, en el que actualmente funcionan los talleres Mendoza del Ferrocarril San Martín, administrados por Trenes Argentinos Cargas (ex Belgrano Cargas y Logística), donde reciben mantenimiento las locomotoras diésel de carga de esa línea. En este caso, la operatoria de dichos talleres sería trasladada a Palmira.

Los candidatos para adquirir los terrenos son conocidos actores del sector inmobiliario, el mismo del que proviene el polémico presidente de Trenes Argentinos Operaciones (ex SOFSE), Marcelo Orfila: IRSA, Consultatio, Vizora y Raghsa. De hecho, Santiago Pérès Kemp, Gerente General de Desarrollo Comercial de Trenes Argentinos Operaciones –una gerencia creada por la actual gestión– es un ex ejecutivo de Consultatio.

En los últimos meses desarrolladores ligados a estos inversores han mostrado sus apetencias por otros terrenos ferroviarios aún operativos, como los del Tren de la Costa.

Comentarios