Así lo revelaron fuentes policiales. La vigilancia quedaría a cargo de la Policía Metropolitana y personal de seguridad privada. Se incorporarían 650 agentes porteños, aunque se necesitan entre 1200 y 1600 para cubrir toda la red.

La Policía Federal dejaría de custodiar el Subte a partir del 1° de junio próximo. Así lo revelaron fuentes policiales a la agencia Noticias Argentinas, quienes precisaron que a partir de ese momento la vigilancia del servicio quedará a cargo de la Policía Metropolitana.

Para este fin se desplegarían unos 650 agentes pertenecientes a la fuerza local, que se complementarían con otros 450 de seguridad privada. Actualmente son 800 los policías federales que custodian las seis líneas de Subte y el Premetro.

El Gobierno de la Ciudad prometió varias veces en los últimos meses el despliegue de la Policía Metropolitana en el Subte. Aunque inicialmente se estimaba que se destinarían unos 500 agentes entre noviembre y diciembre, la aplicación de la medida se demoró y, a mediados de enero se anunció que el debut de la fuerza local sería con 350 agentes.

De acuerdo con el Ministerio de Seguridad de la Ciudad, se necesitan unos 1600 efectivos para custodiar la red, mientras que SBASE cifra esa cantidad en 1200.

Comentarios