No hubo acuerdo en la reunión por la tarifa del Subte

La reunión que tuvo lugar esta mañana para evitar el aumento del Subte no tuvo éxito. Nación y Ciudad volvieron a cruzar acusaciones a través de los medios.

No tuvo éxito la reunión de la Agencia Metropolitana de Transporte para discutir el posible aumento de la tarifa del Subte. La Nación, la Ciudad y la provincia de Buenos Aires debatieron la posibilidad de evitar que el macrismo aumente nuevamente el subterráneo, esta vez a $3,50, para evitar desbalances en el sistema de transporte de la Ciudad y el Conurbano.

El encuentro se desarrolló esta mañana en la Casa Rosada: la Nación fue representada por el ministro del Interior y Transporte Florencio Randazzo; la provincia de Buenos Aires por el ministro de Infraestructura Alejandro Arlía y por el Javier Mazza, responsable de la Agencia Provincial de Transporte; y la Ciudad por el presidente de Subterráneos de Buenos Aires Juan Pablo Piccardo, el subsecretario de Transporte Guillermo Dietrich y Emilio Monzó, secretario de Gobierno.

Durante la tarde del viernes, los funcionarios porteños brindaron una conferencia de prensa acompañados por la vicejefa María Eugenia Vidal, quien calificó a la reunión como “un show mediático, un relato más”.  idal expresó que es necesario aumentar la tarifa del Subte y sostuvo que la administración kirchnerista “fueron años de un festival de subsidios que no se tradujeron en inversión. no hay soluciones mágicas”. Sin embargo, el ministro Randazzo sostuvo que la Nación aporta 1265 millones de pesos en concepto de subsidios para los trenes y colectivos, que desarrollan sus recorridos en parte por la Capital. Vidal, en cambio, alegó que el aumento propuesto para el Subte obedece a razones inflacionarias: “Si el gobierno nacional nos quita el subsidio no queda otra alternativa más que subir la tarifa”. Se atajó: “Lo único que falta es que Randazzo diga que de nosotros depende el aumento del pan”.

Guillermo Dietrich, funcionario del PRO, justificó el aumento diciendo que además de acompañar la inflación sería igual al anunciado por el gobierno nacional para colectivos y trenes. Un planteo engañoso, porque si bien es cierto que ese fue el monto del reajuste anunciado recientemente la Ciudad ya había más que duplicado la tarifa el año pasado. En respuesta a aquello, el ministro Randazzo expresó como principal preocupación del gobierno nacional el desbalance entre los distintos modos de transporte, por la cantidad de pasajeros que podrían optar por los colectivos ante una marcada diferencia de precio con el Subte. Finalmente, Alejandro Arlía, ministro de Infraestructura provincial, coincidió con el planteo del gobierno nacional y criticó la rigidez de los funcionarios macristas.

Comentarios