La UTE Techint-Dycasa instaló en la línea H tableros Siemens de media tensión que no cumplen los requerimientos técnicos demandados por SBASE en los pliegos de licitación. La Ciudad demandó su recambio por equipos acordes, sin conseguirlo. Un hecho sin precedentes: el problema de los contratos llave en mano.

La empresa constructora de la extensión de la línea H, una UTE conformada por las contratistas Techint y Dycasa, se encuentra ejecutando la construcción de cinco centros de potencia para las estaciones Córdoba, Santa Fe, Las Heras y Facultad de Derecho, además del Taller Parque Patricios. En cada uno de esos centros de potencia se instalan tableros de media tensión TMT), que reciben 13.200 voltios y transforman dicho voltaje en baja tensión (380 V), alimentando instalaciones electromecánicas tales como ascensores, escaleras mecánicas o sistemas de ventilación.

Según pudo saber este medio, la UTE Techint-Dycasa, que debe encargarse de su provisión -atendiendo a que se la contrató bajo la modalidad llave en mano-, subcontrató su fabricación a la empresa alemana Siemens, con vasta experiencia en instalaciones eléctricas para el Subte, sin atender a los requerimientos técnicos demandados por SBASE.

Debido a que los tableros no responden a las especificaciones demandadas en la licitación 144/10, Subterráneos rechazó su instalación y solicitó su reemplazo por equipos acordes, aunque, de momento, no logró conseguirlo. La situación no tiene precedentes en la historia del Subte, debido a que siempre fue SBASE en forma directa quien se encargaba de la contratación de cada una de las especialidades, entre ellas, el equipamiento eléctrico.

Como bien recordaba tiempo atrás el ingeniero Nicolás Gallo, presidente de SBASE entre 1983 y 1987, en diálogo con enelSubte.com -, resulta más conveniente realizar licitaciones parciales no sólo para abaratar costos, sino también para evitarse innecesarios contratiempos como el que ocurre ahora con los tableros de media tensión. Sobre todo atendiendo a que SBASE tiene los profesionales capacitados como para poder hacer el seguimiento de un proceso de este tipo.

¿Qué condiciones incumplen los tableros?

  • Mientras que la licitación solicita que los dos cables que ingresan a cada tablero sean independientes, de modo que ante la falla de un cable el otro pueda seguir funcionando, los cables de los TMT de Siemens están juntos, de modo que ante un inconveniente es imposible cambiar de alimentación, quedando la estación afectada sin servicios eléctricos. Además, el módulo que alimenta el transformador se encuentra en un extremo y no en el medio
  • Las celdas no son independientes sino compactas, o sea poseen en común la cuba de manera que una falla en un cable de entrada inhabilita también al otro.
  • La chimenea de evacuación de gases es única y no individual como especifica la documentación y, ante una eventual explosión o fuego en una celda, dejaría inhabilitada también a la otra.
  • En consecuencia, no se puede asegurar la continuidad del servicio eléctrico para permitir el cambio de un cable de entrada de media tensión ante la falla de otro. Por lo tanto, el esquema propuesto por la contratista resulta peligroso para los operarios que realizan el mantenimiento de los centros de potencia.

Por el momento se desconoce si este contratiempo incidirá en un posible retraso en la fecha de inauguración del nuevo tramo, que según la última información brindada por el GCBA estaba pautada para septiembre próximo.

Comentarios