Las estaciones San José de Flores y San Pedrito abrirían en agosto

Subterráneos de Buenos Aires informó que prevé abrir las dos últimas estaciones de la línea A en agosto. Todavía no se sabe qué pasará con Echeverría y Juan Manuel de Rosas en la B y Hospitales en la H. Dudas por la cantidad de material rodante disponible para servir las nuevas paradas.

Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado (SBASE) informó que en agosto abrirá las estaciones San José de Flores y San Pedrito de la línea A, terminadas desde 2006. La empresa estatal, que pasará a controlar la concesión del Subte a partir del 1 de enero, dio a conocer dicha información en medio de la disputa por el anunciado cierre de la A por un período hasta ahora indeterminado para cambiar los coches La Brugeoise por una flota más moderna.

Cuando asumió, en 2007, Mauricio Macri recibió la obra civil de las estaciones Flores y San Pedrito (entonces Nazca) prácticamente finalizada. Restaba ejecutar la cochera, obra que sufrió distintas dilaciones los años siguientes. A la espera de aquello, las estaciones acumularon cinco años sin prestar servicio.  La última vez que el Gobierno porteño adelantó una fecha de inauguración fue a comienzos de año, cuando prometieron que abrirían ambas estaciones para abril o mayo. Pero luego sobrevino el conflicto con la Nación por el traspaso de la red.  A esto se le sumó que se demoró la llegada de los 45 coches chinos, que además tuvieron que ser adaptados para funcionar.

El retraso provocó una situación curiosa. La estación Plaza Flores fue decorada con reproducciones de cuadros del artista Guillermo Roux , que se crió en el barrio. Sin embargo, esas obras no pueden ser disfrutadas por los vecinos porque no pueden entrar a la estación. Ahora, tras la decisión de tomar a su cargo el servicio, SBASE informó que la apertura de las estaciones se concretará “en agosto”. Muy cerca de las elecciones.

No obstante, existen dudas acerca de la factibilidad de la apertura de las nuevas paradas. Si se destinaran los 9 trenes chinos y 10 Fiat Materfer a la A, se estaría contando con apenas 19 trenes para cubrir el recorrido actual mientras que cuando se inauguraron Puan y Carabobo en 2008 se contaba con 21 trenes (19 La Brugeoise y dos Fiat). Si bien las formaciones modernas tienen mayor tasa de aceleración y frenado que los coches belgas, lo que les permite reducir los tiempos de viaje, distintos expertos consideran insuficiente la nueva flota ya no para extender la línea sino directamente para operar cómodamente la traza actual. Debe contemplarse que nunca se colocan todos los trenes de la flota en servicio, sino que siempre se dejan al menos dos juegos “a órdenes” en cocheras por si llegare a haber un desperfecto, además de las unidades que puedan encontrarse circunstancialmente en mantenimiento.

En cuanto a las estaciones Echeverría y Juan Manuel de Rosas de la B, aún no se informó una fecha estimada de apertura. Para ello debe aguardarse que se complete la adaptación y alistamiento de las formaciones CAF serie 5000 compradas al metro de Madrid luego de que fueran radiadas allí tras 35 años de uso. Actualmente hay cuatro trenes sometidos a ese proceso mientras que ayer arribaron al país dos juegos adicionales, estos equipados con aire acondicionado, que aguardan su traslado a talleres.

La estación Hospitales de la línea H también deberá aguardar su apertura. Si bien los carteles en dicha línea ya la anuncian como cabecera desde hace poco menos de un año, la nueva cabecera provisoria permanece cerrada hasta que se asigne un tren Siemens O&K adicional para evitar una caída en la frecuencia. Sin embargo, no se espera que la inauguración de Hospitales provoque un incremento sustancial en la cantidad de pasajeros transportados por la línea más nueva de la Ciudad que, a partir del inminente retiro de los Brugeoise, pasará a tener la flota más antigua de la red a cinco años de su apertura y estando siempre bajo control metropolitano.

Comentarios