El ingeniero Nazar Anchorena, reconocido ex presidente de SBASE, analiza la decisión de cambiar flota y alimentación de la línea B desde un punto de vista técnico e histórico, con el inestimable aporte de su experiencia directa. Un documento excepcional.

enelSubte consultó sobre la situación generada por la compra de los coches CAF 6000 y las obras necesarias para adaptar la línea B al ingeniero Alejandro Nazar Anchorena, quien se desempeñó como presidente de Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado (SBASE) entre 1996 y 2002, bajo tres jefes de gobierno diferentes, y anteriormente como director y gerente de Planeamiento y de Técnica entre 1983 y 1988.

Gentilmente, el ingeniero remitió a este medio un acabado y detallado informe donde analiza punto por punto los cuestionamientos hechos a la operación.

Tras realizar un repaso histórico por las diferentes tecnologías que han operado en el Subte, el ex presidente de SBASE considera que no debía realizarse un cambio de alimentación eléctrica y propone, en cambio, modernizar el tercer riel actual reemplazándolo con un riel de aluminio y acero inoxidable como el colocado bajo su gestión entre las estaciones Lacroze y Los Incas. La consideración de Nazar Anchorena, vale recordar, va en línea con lo evaluado por TMB en la llamada auditoría de Barcelona.

Asimismo, el ingeniero apunta que la flota española de segunda mano es “cara para lo que ofrece, incompleta en cantidad y sin futuro cierto” y que en ningún momento se previó la instalación de alimentación aérea en la línea B. Tal es así que podría haber inconvenientes con la altura en estaciones como Tronador o Los Incas: “Las cuatro estaciones nuevas, más allá de la excesiva profundidad de las dos últimas, conservan el gálibo de 3.15 metros y el tercer riel”.

“Empujé el proyecto de extensión desde el comienzo. La soñé a los 26 años cuando se dibujaba en una consultora. Me reencontré con ella en 1996 cuando decidimos construirla y ahora lo hice por tercera vez, cuando me toca defenderla. Sin duda hay algo de pasión en este informe. Así debe ser”, concluye Nazar Anchorena.

Sin dudas, un documento imprescindible para entender lo que está sucediendo en la línea B.

Comentarios