La línea A de los subterráneos de Buenos Aires, que venía prestando un servicio reducido desde el viernes, normalizó su prestación, según informó la empresa concesionaria Metrovías.

 La línea que une Carabobo, en el barrio de Flores, con la Plaza de Mayo, llegaba sólo hasta Plaza Miserere, para evitar vibraciones en la zona céntrica donde había riesgo de nuevos desmoronamientos en el edificio siniestrado de la calle Bartolomé Mitre.

Pero desde las 18 de hoy volvió a efectuar el recorrido completo, y así se mantendrá hasta finalizar la jornada, a las 23, e incluso también en las primeras tres horas del martes, de 5 a 8.

Comentarios