La Ciudad coloca bonos por $860 millones para obras del Subte

El Gobierno porteño colocó en el mercado tres series de bonos por un total de 860 millones de pesos para financiar obras del Subte.

Gobierno de la Ciudad salió a buscar fondos para financiar sus inversiones en la red de subtes y logró captar unos $ 860 millones hasta en 36 meses de plazo.

El plan fue, por un lado, aprovechar el apetito por el dólar que todavía tienen los inversores en la Argentina y el atractivo de todas las colocaciones atadas a la devaluación por el atraso cambiario en el que insiste el Gobierno. Y, por el otro, tomar buena parte del dinero en títulos en pesos, para evitar exponerse a un salto devaluatorio o a las altas tasas de interés.

El premio que ven los inversores seduce porque en el mediano plazo, y con un Gobierno distinto al actual, se espera una unificación del tipo de cambio que reduzca la brecha que existe hoy entre el dólar oficial y el paralelo.
Por esta vía la administración de Mauricio Macri logró hacerse de $ 318 millones a 21 meses de plazo (u$s 37 millones) y a una tasa del 4,80% sobre la devaluación.

Operadores del mercado comentaron a Ámbito que este título fue un instrumento necesario para hacerse de fondos, pero a la vez más costoso. El Gobierno de la Ciudad evitó convalidar todas las ofertas que recibió de los inversores, que fueron de un total de u$s 120 millones (cuatro veces más altas que el monto que finalmente terminó por colocar), por temor a lo que pueda pasar con el tipo de cambio en el mediano plazo en un contexto en el que todos ven un atraso cambiario.

El Gobierno porteño prefirió rechazar la mayor parte de las propuestas y tomar otro tanto de financiamiento en pesos, en buena parte a tasa fija. Logró, en total y en dos especies distintas, $ 542 millones. La primera fue emitida con vencimiento en 2016 y se pactó por $ 442 millones con una tasa mixta: primero fija, del 27,50% anual, durante tres trimestres; y luego variable, de 500 puntos básicos sobre la Badlar, en los tres siguientes.

La tercera fue por $ 100 millones a 36 meses, y pagará una tasa de interés que estará dada por la que resulte más alta entre la tasa Badlar más 450 puntos básicos o la tasa de las Lebac multiplicada por un factor de 0,95.
Con esto, el Gobierno porteño logró el objetivo de haber evitado ampliar el tamaño de su deuda en moneda extranjera. La Ciudad está hoy relativamente expuesta a una devaluación: según el Cippec, un 53,3% de sus compromisos son en moneda extranjera, un 44% se encuentra colocado en bonos dollar linked y sólo un 2,7% es en pesos.

Según precisó en un comunicado reciente, este año debe pagar vencimientos por u$s 594 millones, 6 millones de euros y $130 millones. “La tasa que se logró es barata, a juzgar por el contexto actual, y está en línea con las series que cotizan. Del lado del inversor exige más tasa porque todos hoy prefieren el efectivo en dólares antes que un título”, comentó a este diario un operador bursátil.

por iProfesional.com

Comentarios