Lo admitió el titular de SBASE, Juan Pablo Piccardo. El funcionario porteño adelantó que se están evaluando "mecanismos para subsidiar a quienes no puedan pagar la nueva tarifa", a partir del 15 de marzo.

Juan Pablo Piccardo, presidente de SBASE, adelantó que se están evaluando “mecanismos para subsidiar a quienes no puedan pagar la nueva tarifa”, a partir del 15 de marzo. La empresa estatal busca implementar un sistema de tarifas diferenciadas, algo reclamado por la oposición y previsto en los proyectos de ley alternativos de traspaso debatidos en diciembre.

Se analiza utilizar el sistema SUBE para discriminar las tarifas, en concordancia con lo planificado por el Gobierno nacional que busca subsidiar las tarifas de transporte sólo a quienes lo necesiten, utilizando el medio de pago electrónico.

“El subte a 3,50 no cubre el costo operativo. Esa tarifa refleja el efecto de la inflación, que vivimos todos los días. A pesar del aumento la Ciudad está subsidiando el 45% del funcionamiento”, dijo Juan Pablo Piccardo ayer en declaraciones radiales.

En ese sentido, agregó que si se le sacara todo el subsidio el subte debería costar 6,10. “Ese sería un precio operativo que paga todos los salarios, mantenimiento y los costos operativos”, indicó. Piccardo manifestó que en los últimos años hubo mucho mantenimiento que no hizo y están tratando de recuperar formaciones.

por Infobae y enelSubte.com

Comentarios