Habló Roggio por el conflicto en el subte

Fue a través de un comunicado, en el que expresa su proecupación por el conflicto con los delegados. Responde así al malestar oficial por el silencio de Metrovías.

Aldo Roggio, presidente del grupo homónimo que controla el 90% de las acciones de la concesionaria Metrovías S.A, expresó su preocupación y malestar por el conflicto que se desarrolla en las instalaciones de Subterráneos de Buenos Aires a su cargo. “Estos cortes (del servicio) alteran la paz social, dificultan gravemente la actividad de los cientos de miles de pasajeros y de la mayoría de los trabajadores de Metrovías que quieren desarrollar sus tareas en paz.¨ Asimismo, “exhorto a este grupo de trabajadores a que dirijan su reclamo a los órganos administrativos y judiciales pertinentes y cesen en su accionar¨.

De esta forma, Roggio se expresó en sintonía con la Unión Tranviarios Automotor (hasta ahora gremio exclusivo del subte); el ministro de Trabajo, Carlos Tomada y el ministro de Interior, Florencio Randazzo. El comunicado de Roggio y la denuncia realizada por Metrovías en el juzgado correccional N° 10 y en la Comisión Nacional de Regulación de Transporte, responde a un reclamo del Gobierno por la pasividad empresaria frente a la medida de fuerza de los trabajadores del subte.

 

Cumbre de ministros por el conflicto

Durante el domingo se reunieron el ministro Tomada, el titular de la cartera de Justicia, Julio Alak; el secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi y el titular de la Comisión Nacional Reguladora del Transporte (CNRT), Eduardo Sícaro, para evaluar el conflicto gremial que se desarrolla con extrema tensión en el subte. Además, conversaron acerca del trámite en la cartera laboral para la inscripción de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP), que según el diario Crítica de la Argentina, está trabado “ante la amenaza de la UTA y de parte de la CGT de iniciar una escalada de protestas en caso de ser reconocido el nuevo sindicato.”

En tanto, los delegados ratificaron el paro por 24 horas que llevarán a cabo el martes en repudio a las agresiones sufridas por la familia de Néstor Segovia, delegado de la línea C, y su domicilio particular, en donde funciona un comedor comunitario.

Comentarios