Los metrodelegados denunciaron ayer que la situación del subterráneo es como “una bomba de tiempo que está por estallar”. Responsabilizaron a la empresa Metrovías por el retiro de 20 formaciones.

Delegados gremiales del subte alertaron ayer que ese servicio de transporte se transformó “en una bomba de tiempo que está a punto de estallar”. El delegado de la Línea B, Claudio Dellacarbonara, denunció que siguen los “problemas” y las “demoras” por la reducción de las formaciones que dispuso Metrovías por la supuesta falta de fondos para su mantenimiento.

“El principal  responsable de esta situación es Metrovías, y nosotros exigimos los arreglos porque estamos con un subterráneo que es una bomba de tiempo y en cualquier momento puede estallar”, enfatizó el representante de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro.

Dellacarbonara indicó que todavía no hubo ninguna respuesta favorable ante los reiterados reclamos del gremio para cumplir con el arreglo de los trenes y señaló que junto a los delegados de las otras líneas de subte “analizan medidas” para que se garantice el envío de los fondos necesarios, aunque no precisó cuáles.

“Estamos analizando cómo seguir con la campaña de denuncias para que esto cambie. No  descartamos nada, pero vamos a tratar de no afectar a los usuarios”, aclaró. Por su parte, Néstor Segovia, secretario Adjunto de los metrodelegados, dijo que “el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires se tiene que hacer cargo del subte” porque “es el dueño”. Segovia explicó que “SBASE (Subterráneos de Buenos Aires S.E.) es el dueño del subte, no el gobierno nacional” y que “Piccardo (Juan Pablo, titular de SBASE) es el que tiene que velar por los intereses de su casa para ver porque Metrovías no está invirtiendo en sus coches”.

El metrodelegado también criticó al jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires Mauricio Macri debido a que “por sus caprichos no pudimos discutir la paritaria y no sabemos si vamos a cobrar los sueldos. Es un desastre lo que hizo”. Asimismo, Segovia señaló que “Metrovías está haciendo un lock out patronal” porque “está chantajeando, pidiendo plata”, al referirse a la decisión de la concesionaria de quitar del servicio 20 coches por problemas de mantenimiento.

En ese sentido el metrodelegado agregó que “Metrovías guardó mucha platita en los colchoncitos que puede ir usando hasta que retire los 108 millones que dijo Randazzo, que la empresa sabe que están trabados porque Macri no se quiere hacer cargo” de los subterráneos.

“Que saquen la plata de las arcas, compren los repuestos que están faltando y pongan en funcionamiento los trenes”, reclamó el secretario Adjunto de la AGTSyP. Segovia manifestó además sus sospechas de que “Metrovías está haciendo la retirada del servicio”.

“Nos dicen que no tienen plata, a los proveedores no les pagan, el servicio médico no funciona, no compran repuestos. Yo no sé si lo hace a propósito o no Metrovías”, dijo el metrodelegado.

Comentarios