El fiscal general Germán Moldes pidió a la Cámara Federal que se revoque el fallo del juez Norberto Oyarbide que desestimó como prueba los mails que Ricardo Jaime intercambió durante su paso por la Secretaría de Transporte. Allí habría indicios que podrían ser determinantes para condenarlo por presunto enriquecimiento ilícito.

 Los correos electrónicos habían sido hallados por peritos informáticos de la Policía Federal en las computadoras de Manuel Vázquez, un asesor de Ricardo Jaime en sus tiempos al frente de la Secretaría de Transporte entre 2003 y 2009.  Varios de ellos se habían cursado con los representantes del consorcio chino CITIC mientras se negociaba la adquisición de 279 coches para el Subte porteño y se señalaban presuntos sobreprecios en la operación.

A fines de febrero, Oyarbide había rechazado como prueba dichos correos por considerar que se había vulnerado “la cadena de custodia”.  “No se puede asegurar que el contenido de las computadoras es el mismo que se recolectó al momento del secuestro de éstas y que no ha sido alterado, ni cambiado o destruido” fundamentó el magistrado en la resolución que fue recurrida en su momento por el fiscal Carlos Rívolo y a quien se suma ahora el pedido de Moldes, quien la calificó de “arbitraria”.  

En declaraciones a la agencia DyN resproducidas por el diario Clarín, Moldes expresó que “el fundamentalismo garantista […] protege cada vez más a quienes delinquen y desprotege cada vez más a quienes padecen sus delitos”.  Además informó que otro juzgado había realizado pericias sobre las computadoras de Vázquez y se comprobó que los mails no habían sido introducidos a propósito en ella.

 

Comentarios