Fue entregado esta mañana a los medios ante la apertura de molinetes y salidas de emergencia por parte de los delegados enfrentados con la UTA (Unión Tranviarios Automotor)

Metrovías S.A, concesionaria de la red de Subtes, difundió esta mañana un comunicado de prensa en donde condena la acción de protesta emprendida por los delegados escindidos de la UTA, conocidos como “Metrodelegados”.  El breve texto que llegó a las redacciones indica que la empresa acordó un aumento salarial del 21 % con la UTA, sindicato que tradicionalmente agrupa al personal de tránsito del Subte y único reconocido por las autoridades para participar en negociaciones paritarias.  Además, se les concedió a los trabajadores una “gratificación extraordinaria” a abonarse en dos cuotas: una en octubre y otra en diciembre del corriente año.

La compañía dijo también que las protestas gremiales que se registraron esta mañana en las cabeceras de las líneas responde puramente a una interna gremial entre la UTA y los Metrodelegados, que reclaman el reconocimiento de la personería gremial para el nuevo sindicato que crearon al separarse de Tranviarios.  Esta figura legal les permitiría no sólo participar en las negociaciones paritarias, sino también percibir aportes patronales, de obras sociales y cuotas sindicales.

Remarcó también Metrovías que la liberación de molinetes sólo se puede hacer por orden de la empresa, por lo que la acción de los sindicalistas es claramente ilegal.  Asimismo, se advierte a los usuarios que el paro previsto para mañana al mediodía es ajeno a la empresa y que “afectará la normal prestación de este servicio que más de 1.5 millones de personas utilizan diariamente”.  Concluye el comunicado diciendo: “Metrovías lamenta que, una vez más, se utilice a este servicio público como medio para resolver un conflicto que es ajeno a la compañía y que responde a una interna sindical que se arrastra y repite desde hace años”.

Comentarios