Más de 50 empresarios participaron del ciclo de visitas al Distrito Tecnológico de la Ciudad de Buenos Aires, ubicado en el barrio de Parque de los Patricios, donde recorrieron la zona y visitaron las obras de la línea H.

El Ministerio de Desarrollo Urbano, a través de su Centro de Atención al Inversor (CAI), invitó a 28 empresas y a más de 50 empresarios a recorrer el Distrito Tecnológico (DT) que impulsa el gobierno de Mauricio Macri en Parque Patricios.  El tour incluyó paradas en la zona comercial de Parque Patricios, los hospitales Penna y Churruca, las obras de la línea de Subte H y las empresas ya instaladas entre las que se encuentra la multinacional India TATA Consulting Services y la nacional TAO IT, primeras en inaugurar sus oficinas en el DT.

“Desde la inauguración del ciclo, proyectamos realizar visitas con una frecuencia quincenal, pero como el flujo de interesados superó nuestras expectativas, decidimos hacerlas semanales. Estamos muy contentos con la repercusión que tiene la propuesta, la gente se va encantada con el barrio y muy satisfecha con el proyecto”, expresó el director general de Atención al Inversor, Damián Specter.

A pesar de la importancia estratégica que posee el desarrollo del DT, no sólo para la zona sur sino para toda la Ciudad, el gobierno del PRO envió por segunda vez un Presupuesto que dispone tan sólo el mínimo de fondos para la ampliación de la red de subtes.  Una de las obras más perjudicadas es, precisamente, la construcción de las estaciones Parque Patricios y Hospitales, que serán neurálgicas para el DT.  En recientes declaraciones, el presidente de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE), Luis Jahn, informó que la estación Corrientes se inauguraría recién en 2011, año electoral.  Dicha obra, cuya fecha de apertura estaba prevista para marzo de 2009 y luego fue postergada a junio de 2010, conectará a la línea amarilla con la línea B.  Esa combinación, al igual que la que se construirá con la línea D, es imprescindible para que la H comience a atraer un caudal de pasajeros que se encuentre a la altura de aquel que se esperaba cuando se la proyectó.

Además, en el llamado a precalificación de empresas para terminar la línea H, se dio a entender que su cabecera norte estará ubicada en Facultad de Derecho en lugar de Retiro, tal como está previsto en la ley 670.  Allí iba a combinar con la línea C y la E, cuya extensión desde Bolívar se encuentra a cargo de la Nación.  A pesar de este aparente cambio de planes, no existen precisiones acerca de si se construirá un enlace entre las futuras Retiro (E) y Facultad de Derecho (H).  Con todas estas medidas, resulta poco creíble la vocación a favor del subte que el macrismo dice profesar.

Comentarios