Tras la firma del acuerdo para concretar la transferencia de los servicios del subte y del premetro a la Ciudad de Buenos Aires, la Unión de Consumidores de Argentina reclamó tener participación en el proceso de transición para conocer costos, inversiones y la fijación de la tarifa.

“Los usuarios queremos tener participación en la transición de los subtes a la Ciudad para poder conocer sobre su estructura de costos; los planes de inversión y la fijación de tarifa porque queremos viajar mejor que hasta hoy”, afirmó este martes (03/01) el Presidente de la Unión de Consumidores de Argentina (UCA), Dr. Fernando Blanco Muiño.

“Luego del acuerdo arribado entre el Gobierno de la Nación y el de la Ciudad y estando el servicio de subterráneos a partir de estas fechas bajo la competencia local, y teniendo en cuenta el anuncio del Ing. Macri por el cual hizo saber que se abre un periodo de 90 días para la transición en el cual se estudiará la situación de la empresa, las prestaciones y la tarifa, desde la Unión de Consumidores de Argentina exigimos que ese proceso sea dotado de transparencia y apertura, con la participación activa del movimiento de consumidores y los trabajadores de modo que se convierta en una oportunidad para conocer la estructura de costos de la empresa, sus planes de inversión y la imprescindible mejora en la calidad del servicio que, sin dudarlo, califica entre los peores del mundo”, sugirió Blanco Muiño a través de un comunicado de prensa.

“Hemos acompañado el traspaso porque estamos convencidos que la Ciudad debe profundizar su proceso autonómico y porque no hay mejor garantía de control que la inmediatez entre el servicio y el funcionario que lo controla, pero también estamos convencidos que la gestión del Ing. Macri debe dar un salto de calidad administrativa y abrir los cauces de participación a la sociedad civil para ganar en transparencia y eficiencia”, sostuvo Blanco Muiño.

“Los usuarios y los trabajadores conocemos y padecemos el mal servicio de la empresa y por eso estamos en condiciones de aportar al proceso de transición, al tiempo que queremos saber cuál es el marco contractual que vinculará a la Ciudad y la empresa debido que hasta el momento esa relación está fijada con el Gobierno Nacional. Es imprescindible que los usuarios y los vecinos de la Ciudad conozcamos las obligaciones que asumimos desde ahora dado el alto impacto presupuestario que el tema tendrá, tanto a nivel de la economía del propio Gobierno de la Ciudad como en la economía familiar por el casi seguro aumento de la tarifa”, finalizó el titular de la UCA.

Comentarios