Un desperfecto técnico trajo como resultado algunos incidentes en la estación Callao. Interrumpen la línea y hubo tensión en todas las líneas de subtes.

Esta tarde un desperfecto presentado en el sistema de enclavamiento de una puerta de la formación ‘B’ de la línea B trajo como resultado la imposibilidad de poner en marcha el tren. Como consecuencia, el guarda le anunció a los pasajeros que debían abandonar la formación, y se informó al Puesto Central de Operaciones (PCO) que debía interrumpir la línea para llevar la formación averiada hasta el taller.

Aparentemente, según declaraciones a enelSubte.com de los pasajeros que vivieron el momento, habrían ocurrido algunas agresiones hacia los empleados que se encontraban en el lugar, de la misma forma que ocurrió en la misma estación en el día de ayer. Según denuncian los delegados, el guarda Diego Gursi habría recibido serias agresiones por parte de un pasajero. Gursi fue derivado al hospital más cercano.

Los empleados a cargo de la estación dispusieron su desalojo, cumpliendo con el reglamento de vaciar de pasajeros todas las estaciones si una línea se interrumpe. Sería en ese momento cuando se desataron los incidentes, sumado a que –según denuncias de algunos usuarios– los boleteros no quisieron devolver el dinero ni el pasaje.

Por razones que se desconocen, el Nodo Combinatorio 9 de Julio fue también cerrado al público, impidiendo el acceso a las tres líneas que allí confluyen. Además, por momentos fue apagado el sistema de información ubicado en todos los accesos a las estaciones, reestableciéndoce el mismo un tiempo después.

Comentarios