Este miércoles, los trabajadores serán recibidos por el Ministerio de Trabajo para presionar sobre el otorgamiento de la inscripción de un sindicato autónomo. Si no se resuelve, “volvemos al paro seguro”, confirmó un delegado de la línea B.

 

Un sector de trabajadores de subtes vienen peleando la personería gremial hace tiempo. La reunión que tendrá lugar en el ministerio de Trabajo este miércoles, tras la tregua pedida por Tomada, será definitoria para el futuro del sindicato y de los usuarios.
 
Carlos Taborda, delegado de la línea B confirmó que si no se llega a un acuerdo en la reunión volverán a la batalla con más paros del servicio en todas las líneas. “No queremos que la justicia decida sobre esto, mañana se hablará de la inscripción del sindicato y tiene que haber una respuesta inmediata o algo escrito del gobierno: si no hay nada vamos al paro directo” sentenció.
 
“El gobierno nos recibe no por otra cosa, más que porque le paramos el servicio. Estamos convencidos que tenemos que seguir parando. Esto tiene que ver con una postura política: o están cediendo a las presiones de la CGT o están de acuerdo con ellos”, dijo Taborda.
 

Según explicó el delegado, en la reunión de mañana será a las 18 y se blanqueará que no seguirán sosteniendo “el borrador” donde se pautó la paz social. “Se ve que el gobierno está tratando de ganar tiempo; tiene hasta el 2 de diciembre para otorgarnos la inscripción ya y no se confía porque si el día 2 no nos lo dan, eso pasa a la justicia. Estamos en medio de una situación politica”, explicó.

Comentarios