La Policía de Madrid creó en 2013 el Grupo Operativo de Grafitis para combatir las pintadas en trenes y estaciones de la red. Con el apoyo de Metro de Madrid ya se ha podido disminuir considerablemente el vandalismo y se han detenido a numerosos jóvenes tras trabajos de inteligencia policial.

.

Comentarios