El ministro de Desarrollo Urbano condicionó las obras de Subte a la obtención de créditos internacionales para su realización, aunque afirmó que en Hacienda están buscando alternativas. Anunció que el Gobierno acatará el fallo que frena la construcción de los túneles de la 9 de Julio.

El ministro de Desarrollo Urbano porteño, Daniel Chaín, supeditó hoy, en la Legislatura, a la “obtención de financiamiento externo” la posibilidad de extender la red de subterráneos de la Ciudad y garantizó que cumplirá con el fallo judicial que frenó la construcción de túneles por debajo de la avenida 9 de Julio.
“Dependerá mucho de la obtención de financiamiento externo, pero Hacienda está trabajando sobre algunas alternativas”, afirmó Chaín en declaraciones a la prensa al ser consultado por las obras programadas para el 2010 por su cartera en la red de subtes.

En el marco de la ronda de reuniones de ministros para explicar los gastos del año próximo, el funcionario macrista detalló que entre las opciones que se estudian existe “el llamado a licitación para proveernos de financiamiento” que, de conseguirse, “será llevado a la Legislatura para que se expida si es conveniente”, aclaró.
Chaín expuso por más de cuatro horas el plan de su gestión para el 2010 y calificó como “interesante” el proyecto que tendrá a cargo su cartera pese a las “restricciones que tiene por la situación financiera”.

Por otra parte, admitió que acatará el fallo de la Justicia porteña que ordenó la suspensión del proceso de licitación -que tenía a cargo AUSA- para la construcción de túneles por debajo de la 9 de Julio en respuesta a un recurso de amparo presentado por legisladores de la oposición.

Comentarios