La compañía francesa y la alemana mantienen conversaciones para fusionarse y hacer frente a la competencia china. Alstom confirmó las negociaciones, pero de momento no se ha arribado a un acuerdo y no se conoce cuál será la forma que tomará la fusión.

Dos gigantes de la industria ferroviaria están en negociando una posible fusión: la francesa Alstom y la alemana Siemens.

Según reportó días atrás la cadena especializada Bloomberg, ambas firmas mantienen “conversaciones” tendientes a una “combinación”. De acuerdo con Alstom, de momento no se ha alcanzado un acuerdo pero, de haber avances concretos al respecto, serán informados oportunamente.

Ambas firmas no sólo cuentan con vasta experiencia en la fabricación de material rodante y tractivo, sino también en señalamiento y telecomunicaciones. En la Argentina ambas han sido proveedoras tradicionales del Subte porteño y, más recientemente, de los ferrocarriles de superficie.

La forma que adoptaría la fusión aún no está determinada, aunque se especula con que Siemens compre una participación en Alstom -cuyo paquete accionario está controlado por el Estado francéso bien con la formación de un joint venture. Meses atrás la prensa de negocios internacional había reportado que Siemens y Bombardier se encontraban explorando la posibilidad de una fusión, algo que si bien no se ha materializado, de momento tampoco ha sido descartado.

El objetivo de las compañías europeas es reforzar su posicionamiento en el mercado europeo y mundial, que viene siendo amenazado por el gigante estatal chino CRRC, formado tras la fusión de CNR y CSR. Esa empresa, que en los últimos años ha ido ganando mercados en África, América Latina y América del Norte, se encuentra en un proceso de expansión mundial y evalúa la adquisición de Škoda, importante fabricante del sector afincado en la República Checa.

Comentarios