SBASE prevé bajar la frecuencia a cuatro minutos en hora pico para el próximo invierno y a tres minutos y medio desde noviembre del año que viene. Los elevados tiempos de espera en la línea E son uno de los aspectos más cuestionados por los usuarios. Apuestan a incorporar más trenes Fiat Materfer y a agregarle un coche a cada formación.

Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) prevé que para fines del año próximo la línea E tendrá una frecuencia de tres minutos y medio en las horas pico de los días hábiles. El programa, de cumplirse, atacará uno de los puntos más críticos y cuestionados por los usuarios de esa línea.

Este esquema se aplicará en las franjas horarias de 8 a 10:33 y de 17:12 a 20:36, coincidiendo con los horarios de mayor demanda, a partir de noviembre del año próximo. Paso previo, para el próximo invierno se calcula que los trenes correrán cada cuatro minutos en igual franja horaria.

Dicha frecuencia contempla la extensión de la línea desde su actual cabecera en Bolívar hasta Retiro, que será habilitada en mayo del año que viene. Esta ampliación, además de agregar unos dos kilómetros a la red, sumará un 25% más de pasajeros a la línea E, históricamente la menos utilizada del Subte.

SBASE apuesta a mejorar la frecuencia con la incorporación de más Fiat Materfer.

SBASE prevé que la frecuencia mejorará fundamentalmente gracias a la incorporación de más trenes Fiat Materfer. El plan de flota para 2020 contempla pasar de los actuales 15 trenes (ocho Fiat Materfer y siete CAF-GEE) a 18.

Los trenes CAF-GEE, los más deteriorados, que presentan una alta tasa de fallas, y en los cuales se halló recientemente asbesto, serán retirados de servicio definitivamente para fines del próximo año.

Pero no sólo habrá más trenes en servicio sino mayor capacidad de transporte: la mayoría de los Fiat Materfer, que actualmente circulan en formaciones de cuatro, pasarán a ser de cinco coches: habrá 14 trenes de cinco coches y cuatro de cuatro unidades cada uno.

Comentarios